La milagrosa reforma constitucional latinoamericana


Durante mucho tiempo se ha gestado en América Latina movimientos civiles de protesta organizada que reclaman una reforma constitucional para resolver problemas enraizados en el sistema de gobierno.  Sin excepción, los países latinoamericanos se han caracterizado, en mayor o menor medida, por la captura del gobierno por corruptos mercantilistas que comercian con privilegios al disponer de poder sin pesos y contrapesos fuertes. Así, la reforma constitucional es en apariencia el sistema más fácil y sencillo para “solucionar” la debilidad institucional por la que se caracterizan.

Sin embargo, es necesario dejar a un lado la postura constructivista del Estado para comprender que el mismo es el producto y/o resultado de la evolución social de cada nación, pueblo y territorio específico.  La imposición de un sistema de gobierno occidental mezclado con el comercio de privilegios y una estructura mercantilista no es nuevo.  Existe desde hace más de 400 años y no habrá ninguna manera de modificarlo.  Es necesario que los miembros de cada sociedad tomen acciones asertivas y progresivas que lentamente permitirán cambiar y quizás, incluso, mejorar los débiles sistemas de gobierno latinoamericanos.

La historia, sabia consejera, nos deja estas palabras del Libertador de América del Sur, Simón Bolívar, para que comprendamos cómo después de casi 200 años nuestras sociedades aún no han evolucionado.

Por favor, lean con calma el siguiente texto y tan sólo reemplacen la palabra “Americanos” por la de “ciudadanos, pueblo o votantes” y  la palabra “españoles” por “mercantilistas, privilegiados, corruptos, oligarcas”.   Al hacer esto comprenderán de las palabras de un sabio ya desparecido lo que ocurre en nuestras sociedades desde hace mucho tiempo más del que tenemos nosotros de estar vivos.

Los americanos, en el sistema español que está en vigor, y quizá con mayor fuerza que nunca, no ocupan otro lugar en la sociedad que el de siervos propios para el trabajo, y cuando más el de simples consumidores; y aún esta parte coartada con restricciones chocantes […]; en fin, ¿quiere Vd. saber cuál es nuestro destino?, los campos para cultivar el añil, la grana, el café, la caña, el cacao y el algodón, las llanuras solitarias para criar ganados, los desiertos para cazar las bestias feroces, las entrañas de la tierra para excavar el oro que no puede saciar a esa nación avarienta. […] Estábamos, como acabo de exponer, abstraídos y, digámoslo así, ausentes del universo en cuanto es relativo a la ciencia del gobierno y administración del estado. Jamás éramos virreyes ni gobernadores, sino por causas muy extraordinarias; arzobispos y obispos pocas veces; diplomáticos nunca; militares, sólo en calidad de subalternos; nobles, sin privilegios reales; no éramos, en fin, ni magistrados, ni financistas y casi ni aun comerciantes; todo es contravención directa de nuestras instituciones.

Tan negativo era nuestro estado que no encuentro semejante en ninguna otra asociación civilizada, por más que recorro la serie de edades y la política de todas las naciones. Pretender que un país tan felizmente constituido, extenso, rico y populoso, sea meramente pasivo, ¿no es un ultraje y una violación de los derechos de la humanidad?

Otro gigantesco hoyo se traga casas en Guatemala. ¿A quién responsabilizamos?


VIDEO CON IMAGENES DEL HOYO EN GUATEMALA

En la ciudad de Guatemala, Guatemala un gigantesco hoyo de más de 60 metros de profundidad y 30 metros de ancho se tragó un edificio de tres pisos en el que funcionaba una empresa de confección de ropa.  El hoy continuará creciendo y los motivos de su formación son ya conocidos pues este es el segundo agujero que se abre en ese barrio de la capital guatemalteca.  El día 22 de febrero de 2007 un enorme hoyo de dimensiones similares a las de la siguiente fotografía se abrió a menos de 1 kilómetro de distancia.  Según demostraron los estudios, el hundimiento es el resultado de fallas en un recolector de aguas servidas que circula a lo largo de una franja recta por el sector.  El sistema de recolección de agua se encuentra en una profundidad aproximada de 50 metros de profundidad y el desgaste del tubo con más de 70 años de existencia fue considerado como el origen del problema.

Guatemala: Agatha provoca un boquete de 60 metros de profundidad   en la capital
Estos gigantescos hoyos son el resultado de décadas de desidia institucional por parte de los alcaldes, ministros de comunicaciones y obras públicas y planes de gobierno presidenciales que en su afán por vender pan y circo han olvidado su mayor responsabilidad: proteger y asegurar la protección de la propiedad privada de sus electores.
Tal y como ocurrió con el primer hundimiento en el año 2007, los habitantes del lugar habían comentado, denunciado y reportado ya la presencia de fuertes ruidos que provenían del fondo de la tierra.  Las autoridades responsables de asegurar el bienestar y seguridad de los mismos ignoraron sus llamados de atención.
Científicos han descartado ya que este hundimiento sea el resultado de agujeros que se abren gradualmente debido a la erosión del subsuelo por causa de la humedad del terreno.  Este tipo de casos es muy común en estados del sur de Estados Unidos debido a la humedad presente.  El tamaño y velocidad con la que este hoyo se formo descarta que sea resultado natural del terreno y que fue el producto de nuevo de un sistema de drenajes ineficiente.