La pobreza es relativa y no absoluta


La crítica de la pobreza en los países desarrollados es siempre parte de cualquier discusión pseudo económica entre amigos.  Los unos, acusan esta a la falla del sistema capitalista rapaz.  Los otros, la acusan a la protección estatal que se ha encargado de perpetuarla.

Sin embargo, la pobreza es el resultado de las estadísticas, el hambre y la ignorancia.  La pobreza, al igual que la riqueza, se mide en términos relativos y no absolutos.

Pobre es aquel que no posee los medios dinerarios necesarios para acceder a la compra y consumo de los bienes básicos para sobrevivir; pobre es aquel que ignorante no sabe leer o que ha sido arrastrado a la locura e insanidad.  Ahora, ¿a qué se debe que aún hay pobres en los países desarrollados?

Esa, creo que es una pregunta que ciertamente ningún pobre gustaría responder. Es más sencillo echarle toda la culpa a la economía y al estado; cuando ciertamente pobre es el que quiere. Para algunos sin duda es menos complicado; sólo tienen que ahorrar un poco en su “pobreza” y luego tomar un avión y venir a estos países donde cualquiera se puede hacer rico con un fajo de dólares, muy buenas ideas y un espíritu emprendedor. Otros se seguirán quejando porque “Claro, excusas hay miles”. Sigue leyendo

Anuncios